Miércoles, 23 Agosto 2017
Ultimas noticias
Casa » Unicef necesita 220 millones para ayudar a niños sirios

Unicef necesita 220 millones para ayudar a niños sirios

20 Junio 2017

El documento asienta que entre niños y niñas que viven en zonas urbanas una mayor proporción de adultos participa en actividades de aprendizaje y preparación para la escuela, al reportar un 79 por ciento de interacción comparado con los niños de las zonas rurales que registraron 66 por ciento. "Estas conexiones ayudan a determinar su salud, la capacidad de aprender y lidiar con el estrés", comentó Christian Skoog, representante de Unicef en México.

UNICEF recopiló datos sobre la costumbre de los padres de contarle un cuento a sus hijos o cantarles, llevarlos a pasear, jugar con ellos, enseñarles a contar y aprender nuevas palabras o dibujar con ellos.

Por otro lado en países de América Latina y el Caribe las estadísticas muestran que sólo entre seis y 36 por ciento de los padres está involucrado en el aprendizaje de sus hijos de entre tres a cinco años, mientras que la interacción de las madres es mucho más alta al oscilar entre 31 y 82 por ciento de participación. Ante esta realidad, la directora de Datos, Investigación y Políticas de Unicef, Laurence Chandy, resaltó la necesidad de romper las barreras que le impiden a los padres proveer a sus hijos de un ambiente propicio para que prosperen, incluyendo amor, juego, protección y alimentos nutritivos.

En los hogares de menos recursos de la región el involucramiento de los padres es de cuatro a 22 por ciento, mientras que en los hogares de mayor poder adquisitivo ese tipo de convivencia se reporta en un 39 por ciento, lo que según el organismo favorece el desarrollo integral de los niños. 'Debemos asegurarnos de que todos los padres tengan el tiempo, los recursos y el conocimiento que necesitan para apoyar plenamente el desarrollo temprano de sus hijos', aseveró.

La serie Lancet sobre Desarrollo de la Primera infancia, presentada en octubre de 2016, reveló que cerca de 250 millones de niños menores de 5 años en el mundo corren el riesgo de un desarrollo deficiente debido al retraso del crecimiento y la pobreza extrema. Asimismo, reflejó que dos de cada tres niños y niñas entre dos y cuatro años son víctimas de formas violentas de disciplina en el hogar; en tanto, uno de cada dos de la misma edad están expuestos a castigos físicos o humillantes.

Unicef continuará apoyando al Gobierno, a las familias y comunidades en la creación de condiciones para promover el desarrollo infantil temprano y educación de calidad en la primera infancia, temas que por primera vez han sido incluidos como un objetivo dentro de la agenda de desarrollo global, plasmado en el Objetivos de Desarrollo Sostenible 4.

Enfatizó que todavía existe una percepción negativa respecto a los padres que participan más en las actividades de sus hijos, por lo que exhortó a la población a compartir las labores de crianza, en especial durante la primera infancia, que son los primeros cinco años de vida, a fin de que los menores de edad alcancen un desarrollo adecuado.

Unicef necesita 220 millones para ayudar a niños sirios