Miércoles, 23 Agosto 2017
Ultimas noticias
Casa » Presidente de China pide a Trump bajar tono contra Corea del Norte

Presidente de China pide a Trump bajar tono contra Corea del Norte

13 Agosto 2017

Es previsible que Corea del Norte "siga probando y haga avanzar los armamentos" sin obstáculos "por la presión de EE.UU. y por las sanciones de la ONU", pronosticó Alison Evans, del Asia Pacific Country Risk de IHS Markit.

Las interacciones serían indicativas de un cierto pragmatismo del gobierno de Trump de cara a la amenaza norcoreana a pesar de las funestas advertencias del presidente.

El mandatario estadounidense tenía previsto hablar por la noche por teléfono con su homólogo chino Xi Jinping, uno de los principales actores de la crisis con Corea del Norte.

El grueso de esta fuerza - unos 19.000 efectivos - son de la Octava División del Ejército estadounidense en Yongsan, a sólo 40 kilómetros de la frontera con Corea del Norte.

El multimillonario republicano fue endureciendo el tono hasta declarar el viernes que "las soluciones militares" estadounidenses "están listas" para ser desplegadas contra Corea del Norte. La canciller alemana, Angela Merkel, dijo que se opone al uso de la fuerza y criticó el intercambio de palabras que han tenido ambos representantes.

En Moscú, el ministro de Relaciones Exteriores de Rusia, Sergei Lavrov, llamó a las partes a firmar un plan ruso-chino divulgado previamente en virtud del cual Corea del Norte congelará los ensayos nucleares, mientras que Estados Unidos y Corea del Sur impondrían una moratoria a ejercicios militares de gran escala.

Según el editorial de dicho diario, China debería ser neutral en caso de que sea Corea del Norte -tradicional aliado ideológico de Pekín- la primera en atacar, y si en cambio es EEUU la que decide dar el paso, el régimen chino debería hacer todo lo posible por impedirlo.

La nota, publicada ayer sábado, además indica que Washington no empezaría sus ataques con bombarderos supersónicos B-1B Lancer, pese a que de momento los está utilizando en los simulacros de ataques contra Pyongyang, los cuales han sido denunciados con frecuencia por su contraparte.

Después de la segunda prueba de un misil balístico intercontinental (ICBM) el 28 de julio, el presidente de Corea del Sur, Moon Jae-in, ordenó un rápido despliegue del controvertido sistema de defensa antimisiles THAAD estadunidense. "Nadie desea más que yo una solución pacífica", puntualizó Trump, al tiempo que advirtió que Pyongyang estará en "graves, graves problemas si algo le sucede a Guam".

"Si Corea del Norte hace algo en términos de pensar en atacar a alguien que amamos o que representamos, o nuestros aliados o nosotros, pueden estar muy muy nerviosos", expresó. Según el periódico, los voluntarios se alistaron en los tres días posteriores al 7 de agosto, cuando el régimen del líder Kim Jong-un amenazó con duras represalias por las nuevas sanciones de la Organización de Naciones Unidas (ONU). "Las partes deben evitar declaraciones y acciones que aumenten la tensión", señaló.

Presidente de China pide a Trump bajar tono contra Corea del Norte